viernes, mayo 19, 2006

Máscaras


Después de 30 años, los cultores del terrorismo y de la guerrilla que asolaron el país en los '70 se quitan sus máscaras.

Para defender el cambio en el prólogo del libro Nunca más, que relata los métodos represivos usados por la pasada dictadura militar argentina, Hebe de Bonafini ha salido a decir:

"Nuestros hijos no eran demonios. Eran revolucionarios, guerrilleros, maravillosos y únicos que defendieron a la Patria".


Sería bueno que esta señora hubiera hecho estas declaraciones a principios de los '80, cuando se realizó el libro, de ese modo se hubiera podido conocer con tiempo su real postura respecto a la democracia y lo que piensa que es "defender a la patria".

16 comentarios:

Louis Cyphre dijo...

Lamentablemente personajes como Hebe de Bonafini y tantos otros son una formidable maquinaria de propaganda en contra del activismo en la defensa de los Derechos Humanos. Son en gran medida los principales responsables de la imagen negativa que tiene esta área en el país.

alexdelarge dijo...

haganse cojer, fachos del mierda!

estodojuntoyenminusculas dijo...

Lamento mucho tu situación de exiliado, se nota que estás dolido en muchos sentidos.
Pienso que sos demasiado intelectual políticamente, cuando en realidad la politica es una práctica, que también es ciencia.
Contame como es, dale.
Me intriga saber qué hiciste o no para tener que irte, en serio.

Abs

Ramiro dijo...

Mas alla de que Hebe me parece una autentica bruja y una fudamentalista, estoy de acuerdo con lo que ella dice en la frase que mecionás.

Una cierta cantidad de quienes desaparecieron eran guerrilleros y muchos de ellos fueron activistas que heroicamente arriesgaron la vida por un país con una mejor distribución de la riqueza.

Creo que no es lo mismo ser un guerrillero que un terrorista y que en muchos casos guerrilleros argentinos (como Santucho, por ejemplo) fueron verdaderos héroes.

Sábato durante la dictadura dio conferencias a medios extranjeros en los cuales sostenía que Videla no era un monstruo.

Ramiro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
N- dijo...

Decime, ¿no encontraste otra nota relacionada para poner de Hebe de Bonafini?

Tal vez en España no se consigue.

Dolores dijo...

Lamento Jorge que hayan venido a tu blog a molestarte... pero comparto con vos...
Hebe es una farsante... usurera de la muerte ajena!!!
Y los guerrilleros, si de verdad amaban a su patria, debería haber usado medios políticos y no la violencia para conseguir una mejora en la sociedad... matar, poner bombas, secuestrar (y patinarse la guita en el exterior cuando se las tomaron dejando a los compañeros combatientes atrás) no parecieran haber sido muestras claras de amor a la patria...

Pero lo de Hebe es una prostitución del ideal que los guiaba... el mejor animal que la podría caracterizar sería el buitre... o la hiena... o el cuervo?

Jorge dijo...

gracias Dolores. pero aquí, parafraseando a los carteles de los negocios, "su comentario no molesta" :)

lo que más me molesta de Bonafini es la tolerancia pública de la que gozan sus opiniones extremistas. esta mujer es una inotolerante. seguramente sería con gusto la madre espiritual de cualquier régimen totalitario de izquierda que asesinara por millones, como tantos que ya ha habido en la historia.

Jorge dijo...

para abs, de estodojuntoyenminusculas:

es un buen punto eso que decís de que la política sea una práctica. de esa práctica es de lo que más carezco y lo reconozco.

pero la práctica se lleva adelante con un fondo de ideas básicas. y son aquellas ideas las que critico. especialmente cuando provienen de este lamentable personaje de Bonafini, que con gusto quermaría en la hoguera a quienes se le oponen si tuviera la oportunidad.

Jorge dijo...

Ramiro,

me parece muy heroico atreverse a enfrentar a las balas.

Pero ese heroísmo se desvanece, para mí, cuando detrás de esos actos está la intención de someter al país a un sistema totalitario, como se proponían los secuaces de Santucho en el ERP, por ejemplo.

Dieguez dijo...

En primer lugar me parece una falta de respeto que linkees el nombre de Hebe de Bonafini a ese texto que dice que “la diferencia entre la Bonafini y el resto de sus compañeras es que a la gorda no le desapareció hijo alguno durante la dictadura militar en Argentina.” En su declaración en el Juicio a las Juntas, Miguel Ángel Laborde relata haberlo visto a Jorge Bonafini en el Pozo de Arana, un CCD de La Plata: “allí me encuentro en esa celda (…) con Jorge BONAFINI, era físico, egresado de la misma facultad de Ciencias Exactas y por ser físico había sido alumno de mi señora de ahí mi conocimiento con Jorge BONAFINI, a Jorge BONAFINI, sí lo habían torturado, tenía signos evidentes de haber sido sometido a la picana eléctrica” (testimonio completo, aquí: http://www.nuncamas.org/testimon/laborde0.htm).

Más cerca en el tiempo, y por los Juicios por la Verdad en La Plata, Víctor Jorge Illodo declaró: “En el calabozo de los varones había un detenido que no venía de Quilmes, que probablemente levantaron en la comisaría 8º. Era Raúl Bonafini. Yo lo abanicaba con un pañuelo cuando volvía de la tortura. (…) Creo que al primero que llevaron fue Bonafini. Después le dijeron que estaba mintiendo y que esa noche lo iban a 'acostar'. Efectivamente, se lo llevaron. A nosotros nos pusieron la radio para que no escucháramos los gritos" (testimonio completo, aquí: http://www.nuncamas.org/juicios/laplata/2002/laplatre_201102.htm)

A mi no me cae simpática Hebe. Pero lo que más me molesta de ella es que, con las barbaridades que dice, les da letra a los pelotudos como vos, que para colmo sólo pueden repetir mentiras para justificar su ideología.

Volviendo al tema de tu post, que es el agregado de un prólogo al Nunca Más, no sólo Hebe está de acuerdo, sino también, por ejemplo, las Abuelas de Plaza de Mayo. Y ahí si, poco se puede decir en contra de la tarea de las Abuelas.

La diferencia entre guerrilleros y militares es que los primeros luchaban por un ideal, los segundos eran una banda de forajidos ladrones (en la nota sobre Illodo dice que “los secuestradores le robaron el reloj y el sueldo que acababa de cobrar”, pero además ya es sabido los saqueos que sufrían las casas de los ‘chupados’), violadores, torturadores.

Entonces, me parece bárbaro que seas un pelotudo (estás en todo tu derecho). Que tengas un resentimiento hacia la Argentina por no haber podido hacerte un futuro acá (no es culpa del país, yo vivo acá y vivo muy bien, así que jodete). Que te guste Campanella. Me parece bárbaro que estés de acuerdo con la tortura, con la violación, con el robo, con el saqueo de un país.

Pero no mientas. Hacete cargo de tu ideología. Decí “está bien que los hayan violado porque eran zurditos”. Tené huevos, hijo de una gran puta.

Jorge dijo...

Dieguez.

Primero que nada te pido que si te gusta recomendar entre insultos blogs ajenos por lo menos des lugar a dejar comentarios, como se hace en la mayoría de los blogs.

Parece que a vos, como a tu defendida Bonafini, les gusta insultar pero no escuchar las respuestas correspondientes. No sea que te contradigan. Así podés inventar cosas como que estoy de acuerdo con la tortura, violación y etc.

Si ese argumento te sirve para quedarte tranquilo, allá vos. Pero nunca cosas así han sido escritas por mí en este blog.

El resentimiento y la culpa la tenés vos mismo. No sos capaz de evitar intercalar insultos entre tus palabras. El vulgar nombre del sitio de tu blog lo demuestra.

Por otro lado, es curiosa tu categorización de la guerrilla de los '70 frente a los militares.

Los primeros eran idealistas... pero que secuestraban personas a cambio de millonarios rescates. Seguramente esos métodos se justificarían porque secuestrados eran ricos.

Ponían bombas y mataban gente, pero como lo hacían por "el bien común" eso se justifica.

Tanta miseria intelectual para justificar una secta de fanáticos , delincuentes y seguidores de causas perdidas!

Fanáticos que desataron los demonios a partir del '76 pero de lo que no se hacen cargo, como es habitual en la izquierda. Hacen los líos pero luego se lavan las manos.

Justificás los métodos de aquellos guerrilleros y terroristas cuyo máximo ideal era transformar a Argentina en otro experimento generador de miseria como la Cuba amada de Hebe y sus secuaces.

No te voy a dar el placer de insultarte porque me gusta más argumentar antes que atacar. Cosa que no está en tu estilo.

Dieguez dijo...

Si tuvieras razón, no necesitarías mentir ni reproducir mentiras.

Yo te insulté (porque te lo merecés), pero nunca mentí.

Dieguez dijo...

Y en cuanto a la supuesta vulgaridad del nombre de mi blog... me parece menos vulgar la palabra "puto" que toda la obra de Campanella junta. Pero bueno, son gustos.

picana mistica dijo...

Alexdelarge:

Ya te garchamos zurdo pelotudo, y asi quedaron tus amigos bolches-peronistas que se fueron para la B para nunca, para nunca, para nunca mas volver. Rezen que no caiga tu pinguino protector porque se comeran un garron historico

Anónimo dijo...

Gracias intiresnuyu iformatsiyu